Al encabezar las actividades para celebrar el Día Nacional de la Dalia, el rector Sergio Barrales Domínguez indico que la investigación que han realizado los profesores del departamento de Fitotecnia, ha demostrado el potencial que tiene esta flor, y en particular en el control de la diabetes mellitus tipo 2.

Momentos antes de inaugurar formalmente la celebración del 55º aniversario de la declaratoria del Día Nacional de la Dalia, consideró: “El comer la flor y sus raíces no fue un paso fácil, hay una investigación de muchos años de por medio, y gracias a ello, se puede explotar su potencial en beneficio de la salud, sin duda, la dalia juega un papel muy importante”, destacó.

Reconoció el trabajo que realiza el maestro en ciencias, José Merced Mejía Muñoz, profesor investigador de Fitotecnia, quien, entre otras cosas, se ha dedicado a estudiar las variedades de la dalia, sus propiedades y beneficios.

Posteriormente, se dio paso a la conferencia: “Impacto del consumo de raíz de dalia en pacientes con diabetes mellitus tipo 2”; basada en la investigación de las licenciadas en nutrición Maricela Camero Román y Berenice Cetina Santoyo. Durante la presentación, se informó que el consumo de raíz de esta flor, denomina La Flor Nacional, ayuda a reducir los niveles de glucosa y hemoglobina glucosilada en pacientes de diabetes mellitus tipo 2.

Explicó que trabajan con un grupo de pacientes que padecen esta enfermedad, bajo diferentes parámetros para observar el impacto que tiene su salud, por lo que su tratamiento se basa en el consumo de las raíces: “La información que tenemos es que los tubérculos de la dalia contiene carbohidratos, bajo la forma de inulina que forma parte de la fibra dietética y es considerada como un compuesto prebiótico por contener fructo-olisacáridos”.

Detalló que contiene 85% de carbohidratos, de los cuales 52 a 83% son inulina no absorbible por el cuerpo, como es con otro tipo de hidratos; aseguró que el consumo de la dalia es apta para las personas con diabetes, debido a que los pacientes, con los que se trabaja, han disminuido sus niveles de azúcar, además de triglicéridos y colesterol, entre otros aspectos. El tratamiento se basa en el consumo del camote (raíz) seco, por las ventajas que tiene y la facilidad de preparación, que es a través de una infusión.

Informó que los pacientes que están en tratamiento han reportado que mejoras de energía, menos pesadez en las piernas, y menor retención de líquidos, entre otros síntomas propios de la enfermedad.

De acuerdo a la investigación que se tiene la dalia y sus raíces son comestibles, ayudan a regular el tránsito intestinal, evita el crecimiento de agentes patógenos generadores de cáncer de colon, ayuda en la pérdida de peso y regula los niveles de presión.

Cabe señalar que también se presentaron las ponencias: Efecto del fotoperiodo en el desarrollo de plántulas de dalia; Efecto del nivel de aporque en la tuberización de plántulas de dalia, a cargo de Araceli Amador Reyes, y Rosalina Ramírez López, respectivamente, ambas de la Universidad Tecnológica de la Sierra Sur de Oaxaca.

En la inauguración estuvieron presentes el director de Fitotecnia, maestro en ciencias Noé López Martínez; la presidenta de la Asociación Mexicana de la Dalia o Acocoxochitl A.C. licenciada Guadalupe Treviño de Castro, así como profesores y autoridades de este departamento.

Lic. Guadalupe Cruz Reynel
comunicacionsocial@chapingo.mx

—ooo000ooo—